(18 / II / 2018) Un incendio de proporciones se produjo en una vivienda del radio céntrico de la localidad. 

La casa, propiedad de la familia Alonso, está ubicada sobre la Calle 24, entre 33 y 35, a media cuadra de la Plaza Independencia. En ella vive con su esposa y su hijita, Martín Méndez. nieto de quien fuera su propietario.

El siniestro comenzó ayer alrededor de las 19.00, en un ambiente de la cocina, mientras estaban en la casa la esposa y la hijita de Méndez.

La señora al ver las llamas avanzar, descontroladas, alojó su hija en lo de una vecina y llamaron a los bomberos. Los servidores públicos llegaron en contados minutos y pudieron sofocar el incendio que destruyó todos los muebles y electrodomésticos que se encontraban en ese ambiente. Las llamas ya habían comenzado a propagarse al cielo raso de madera que tiene (o tenía) un corredor.

Se hicieron presentes, también personal policial y el Delegado Municipal con un tanque de agua de respaldo por si era necesario.

Gracias a que la casa no estaba sola (en pocos minutos, el matrimonio, se iba a un cumpleaños) y la rápida intervención de los bomberos, este incendio no pasó a una destrucción total y, eventualmente, a casas vecinas.

Se ignoran los motivos del siniestro, aunque se cree que podría ser consecuencia de un cortocircuito.

La familia damnificada agradece públicamente a los bomberos, la policía, a Carlos Ugarte, al Padre Andrés Seguy y a todos los vecinos y amigos que ayudaron de una u otra manera.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

9 + 4 =