(9 / VIII / 2018) La Cámara de Senadores anoche en una jornada histórica se manifestó en contra de la interrupción voluntaria del embarazo. Que ya había conseguido la media sanción en Diputados.

Luego de una maratónica sesión que se extendió por mas de 16 horas y cuyo resultado fue 38 votos por el No, afirmativamente lo hicieron 31 senadores, hubo dos abstenciones y un ausente.

En estos días corrió mucho agua bajo el puente. Voces que se alzaron a favor y en contra de este proyecto de ley. Con un fanatismo extremo evidenciando una total falta de respeto por el que piensa diferente. Si no hay agresión parece que no hay diálogo. El Colectivo de Actrices que se cargó esta lucha al hombro, algunas desconociendo los pormenores del asunto, demostrando un desconocimiento total ante un tema de semejante importancia. Y en la vereda de enfrente los llamados Pro-Vida, levantando discursos de doble moral y también testimonios que denotan una profunda tristeza por tener que pasar por este procedimiento: “hace unos años “perdí” un embarazo de 12 semanas, no me pagaron prenatal, el feto no tuvo nombre ni DNI, no fue enterrado en un cementerio, no pasó ningún cura a darle la extremaunción, no tuve mas que un par de días de licencia, no tuve contención de los médicos porque para ellos es un caso mas. Un feto no es un bebé ni para el derecho, ni para el sistema del salud, ni para la religión”.

El aborto existió, existe y existirá siempre. Y lamentablemente las que mueren son las mujeres de los sectores más vulnerables. El punto es que nadie está a favor de la práctica en sí sino en las condiciones en las que se realiza. Y el principal aliado para que esto no ocurra es contar con un buen programa de Educación Sexual que lo hay pero se ve que no es suficiente. A la vez, este debate, pintó de cuerpo entero lo que somos como sociedad. Una senadora que votó en contra aunque muy suelta de cuerpo expresó que no “leyó el proyecto”. Otro que dice “que en las violaciones intrafamiliares no hay violencia”. Un ex presidente devenido en senador desde hace años que se manifestó en contra pero su ex mujer aseguró que se hizo un aborto con el visto bueno de él. Como dato cabe señalar que faltó al 85% de las sesiones parlamentarias.

Vale citar el cambio de pensamiento de la ex Presidente Cristina Fernández de Kirchner que hace unos años se expresaba en contra y ahora votó a favor “movilizada por la lucha de estas mujeres”. Y más acá la Vicepresidente con su “vamos todavía” como si esto fuera un River-Boca.

El senador Pedro Guastavino (Entre Ríos) apuntó directamente contra el rol de la Iglesia en el debate “me lo pasé atajando y esquivando crucifijos de un sector de la Iglesia que tal sea el mismo sector que cuando nos desaparecían o torturaban daba vuelta la cara”. Y llevándose todas las miradas las feministas que para nada representan al género, en muchos casos patoteras disfrazadas de luchadoras.

Muy triste los desmanes y destrozos que provocaron luego de conocerse la resolución. Queda claro que con este fallo la historia seguirá igual. ” Legalizar no quiere decir que estamos autorizando a que todo el mundo se haga un aborto” declaró alguna vez el Dr René Favaloro. Y continuó “sino que ante esta circunstancia, la pobre desgraciadita que no tiene ningún recurso no caiga en este trasmundo horroroso que la puede llevar a la muerte, mientras la niña privilegiada de la familia con guita tienen todas las cosas. Esa desigualdad a mí no me gusta. Con el aborto legal no habrá más ni menos abortos, habrá menos muertes. El resto es educar, no legislar”. Claro y contundente. Con este rechazo la iniciativa no podrá discutirse hasta el año próximo cuando comiencen las sesiones parlamentarias.

aborto-banderas3

Quienes impulsan la ley reconocen que será una prueba difícil más teniendo en cuenta que la conformación del congreso será la misma y sobre todo porque es un año electoral. “Será Ley” afirma un sector de la sociedad con el pañuelo verde sostenido bien fuerte…aferrados a la esperanza.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

4 + 4 =