(6 / VII / 2020) Pablo Tambussa llegó al campo donde habían quedado sus máquinas para seguir trabajando y se encontró con 15 mil kilos de maíz en el suelo y le habían fundido un motor de un tractor y otro de una cosechadora.

Puso su otra máquina cosechadora en marcha, comenzó a trabajar y grabó este vídeo que se ha viralizado por su espontaneidad, por su crudeza al relatar lo hechos y porque asegura que, a pesar del daño, no lo van aparar, va a seguir trabajando como lo viene haciendo desde hace 20 años, cunado empezó a hacerlo al lado de su padre.

En el vídeo les desea suerte a los que realizaron esta maldad, pero prefiere no enterarse de quienes han sido porque tomará represalias.

Pablo asegura que los que hicieron esto son personas que sabían muy bien lo que hacían por el tipo de trabajo que realizaron para que los motores, de un tractor Pauny y de una cosechadora, queden fundidos.

El campo donde estaban las maquinarias queda a 15 kilómetros de Juan N. Fernández en dirección al Este.

Ver el vídeo:

Una Respuesta

  1. kalin

    Hola Pablo:
    Soy Juan M. Gabino, originario de Fernández. No tengo el agrado de conocerte, pero vi el video que subiste y me conmovió. Da mucha bronca ver cómo gente trabajadora es perjudicada a propósito y con malicia para provocarle daño, desprenciando todo el esfuerzo a fuerza de trabajo para progresar. Me solidarizo con vos y tu familia y deseo que pronto puedas superar esta dificultad y sigas para adelante como siempre lo has hecho.
    Te mando un fuerte abrazo!

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

1 + 1 =