(5 / I / 2018) Pasan los años y los jóvenes incurren en la misma acción imprudente que podría ocasionar una tragedia.

La temporada veraniega trae relax y tiempo libre para poder disfrutar de actividades varias, como la pileta local. Coincide con el tránsito de camiones, en plena temporada de cosecha.

A estas dos actividades hay que sumarle, a la Ruta 80, acceso a Juan N. Fernández, el tránsito normal que incluye a automóviles que llegan y parten a altas velocidades.

La imprudencia que se reitera es el ida y vuelta de jóvenes por la ruta sin prestarle atención al tránsito, abarcando una de las dos calzadas, jugando entre si y desafiando, de esta manera, al peligro que eso implica.

En la foto se aprecia a siete jóvenes saliendo de la pileta, abarcando una mano completa y un vehículo llegando por atrás de ellos. Después de esta foto pasaron dos vehículos más y los jóvenes siguieron con la misma actitud.

Una vez más, un año más, insistimos con un pedido a los padres de estos jóvenes a que cumplan con el cuidado de sus propios hijos y a las autoridades que corresponda que realicen los controles necesarios. Hasta ahora hemos tenido la bendición que nuca ha ocurrido nada. Pero no tentemos al destino y no juguemos con el peligro.

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

6 + 8 =